Artes Marciales Europeas

Al principio estuve tentado de titular este post “Si es que de donde no hay… no se puede sacar…”, pero que quieres lector, no me ha parecido del todo correcto, y ya que he esperado un par de días para publicarlo me permito ponerle otro más políticamente correcto. ¿Porqué ese título? Me explico:

Iba yo hace dos días (siendo así sábado el día de autos) cuando me encuentro por la calle a una persona (no es amigo, no es exactamente un simple conocido, lo catalogo como persona y me quedo así de ancho) que hacía años que no veía –casi dos-. Para no aburrirte lector, hago un resumen condensado de la conversación extrayendo las cuestiones fundamentales.

  • Hombre ¿qué tal? (efusivo apretón de manos)
  • Ya ves –responde este que escribe- por aquí de nuevo.
  • Bla, bla, bla, bli, bli, bli … pues yo me voy a vivir a Barna el mes que viene, bla, bla, bla.
  • Anda, que interesante, bla, bla, bla (añadí yo intentando simular que me interesaba su supuestamente interesante vida de gestor inmobiliario). A todo esto –añadí intentando desviar la conversación- has adelgazado una jartá.

La cuestión de la expansión-contracción del volumen circundante a la cintura y similares siempre da para mucho, y aunque no se crea es algo que a los hombres (o a muchos de nosotros, a otros les da igual y me parece de puta madre) nos preocupa. Ayer mismo comentaba con otro amigo algo sobre el tema de la inevitable tendencia a la expansión a medida que vamos acumulando años a nuestras espaldas y tendemos a vicios más sedentarios.

Es que –me decía este humano que se va a trasladar a Barcelona- estoy haciendo ejercicio, y también comencé a practicar Judo. Asombrado de que un tocino mental como este pudiese llegar a tener la suficiente disciplina como realizar algo con cierta regularidad y que necesite constancia inquirí interesado al respecto (¡Ay, mísero de mí!, ¡Ay, infelice! -parafraseando a mi tocayo en La Vida es Sueño- en mal momento tuve la genial idea, pues a partir de ahí soporte una larga sarta de batallitas). Pero, y he aquí donde vamos llegando al tema que nos interesa, que tras decirme que continuará con el Judo cuando se traslade a Barcelona también me dijo que tenía intención de entrenar en algún tipo de arte marcial con armas.

Esta es la mía, pensé yo, ¡ha llegado la hora del proselitismo!, y amablemente le hice saber que la Asociación Española de Esgrima Antigua tenía una sala en Barcelona.

Tras eso vino un alargamiento de la charla de casi una hora. Argumentos básicos resumidos de la discusión.

  • Es que yo no quiero pelear con florete.
  • Que nooo, que hay más armas, y dudo mucho que den florete.
  • Es que yo quiero algo con tradición.
  • Coño, será porque no tienes tradiciones en tu tierra.
  • Es que el equipo seguro que es muy caro.
  • Vale, mira a ver cuanto cuesta una buena espada japonesa.
  • Seguro que tardan mucho en subirte de cinturón.
  • No hay cinturones.
  • ¿Cómo, no hay cinturones?
  • No.
  • Pues vaya, ¿y entonces como sabes si eres bueno?

¡Ajá, pillín! -pensé- tú no quieres aprender un arte marcial “con armas”, tú lo quie quieres es acabar fardando de cinturón negro en algo que creas que es fardoncillo. Y todo, absolutamente todo lo que se dijo después no hizo más que darme argumentos para convencerme de esa opinión.

Seamos serios. Sí que existen las artes marciales europeas, tanto en el terreno meramente deportivo y de competición (caso de la esgrima deportiva) como en el terreno púramente marcial (esgrima medieval, esgrima con ropera y combate con otras armas que ya se ven en otras partes de esta web/blog y que no voy a andar repitiendo).

Lo que pasa es que por mor de películas, series, libros y folletines se ha asimilado en la cultura popular el término Arte Marcial a las Artes Marciales Orientales exclusivamente, cuando aquí en Europa tenemos una cultura y una tradición marciales ricas y amplias (y parece mentira que en los USA haya más escuelas de esa tradición que aquí). Es más, si nos ceñimos a la espada ropera en España tenemos una tradición de esgrima que era temida por los que medían sus hierros con los nuestros.

Ya es hora de abandonar esa mentalidad tan  española de: “lo de fuera siempre es mejor que lo nuestro” y mirar a nuestro alrededor con la mirada limpia y vacía de prejuicios; sólo así podremos ver lo bueno que tenemos en nuestra historia y en nuestra tradición.

 Pero que se le va a hacer, tanto en el caso de la visión sobre las Artes Marciales Europeas que tiene gente como esa, corta de miras y que practica un arte marcial no para sí mismo, sino como algo que mostrar a los demás, es aplicable esa frase tan llena de razón: “Si es que de donde no hay… no se puede sacar”.

Anuncios

3 comentarios

  1. Ahora me entero que “rapier” se traduce como “espada ropera”. Todos los días se aprende algo nuevo.

    Eeeeh. No te creas que voy a seguir tu blogg con asiduidad, pues se me antoja un poco alejado de mis frikismos. jejeje

  2. En realidad no, en realidad “ellos” tradujeron “espada ropera” como “rapier”. El término ropera viene precisamente del español porque iba “con la ropa”, es decir era una espada que se portaba normalmente de civil.

    Luego el término fue traducido al francés “la rapíère”, y más tarde la tomaron los ingleses de los franceses como “rapier”.

    Nunca digas “De este agua no beberé ni este frikismo no tendré”, dijo el famoso sabio calvo occidental. 🙂

  3. ¿Te encontraste con Palimoco?

    ¿Hay estilo de lucha a lo Conan con espada a dos manos y hostias que se las metes a un tío y se le para el reloj a su padre? Porque yo o eso, o fuera mariconás…

    ¿Hay cross-overs? Por ejemplo, espadas roperas contra sables de luz, o alabardas contra fuego de mortero?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: